Gestionar la Felicidad es más que Sonreír

¿Sabías que el 84% de jefes tienen la percepción de que la felicidad se expresa únicamente sonriendo?

Es normal pensar que si alguien sonríe es porque se encuentra muy feliz con su entorno pero cuando únicamente buscamos la sonrisa, olvidando el bienestar integral, estaremos pasando por alto un mundo de pensamientos, emociones y sensaciones que el colaborador necesita entender para potenciar sus propias habilidades.

Mientras dirigía un taller de reprogramación cognitiva (de percepción) entre gerentes de sede de una muy conocida cadena retail en Perú, pude entender claramente donde nace la confusión entre Felicidad y Sonrisas.

Para quienes lideran equipos (de todo tipo) la felicidad es un estado de aprobación permanente con respecto a cualquier estimulo o situación que rodee al individuo, mientras la sonrisa es la forma más clara de expresar ese estado. Bueno, es precisamente ahí en donde surge la confusión del clima laboral y se generan los malentendidos porque la Felicidad no es un estado, sino una actitud de bienestar con respecto a las habilidades y experiencias que “llevamos por dentro” y que exteriorizamos no solo con una sonrisa, sino con atención, asombro, determinación, seguridad en uno mismo y altas dosis de empatía con los demás miembros del equipo. Esa es la base genética de un GeFe.

Entonces ¿Cómo reconocer cuando es verdadera felicidad?

Comparto contigo la respuesta explicándote 5 señales que te permitirán reconocerla:

1.Se auto-inspiran

El colaborador que gestiona su propia felicidad sabe identificar los momentos y las personas que lo retroalimentan emocionalmente, encuentra entusiasmo en diferentes tareas y actividades, y lejos de pretender que otras personas lo motiven, encuentra el impulso para superarse y mejorar en sus propias habilidades y competencias.

Dato: 78 de los 100 emprendedores más importantes del último siglo, reconocieron que la pasión necesaria para avanzar en momentos difíciles provenía de entender correctamente sus propias fortalezas pero por sobre todo aceptar y superar sus más profundas debilidades y carencias.

2. Sostienen la autoestima del equipo

Una señal distintiva de un colaborador feliz es la capacidad de identificar los momentos en los cuales algún miembro del equipo se siente desvalorizado y actuar sobre ese hecho, fortaleciendo de manera positiva la percepción que este miembro del equipo tiene sobre sí mismo. El sostener la autoestima no tiene que ver con alentar a alguien con palabras sino con destacar e impulsar con acciones el valor real que posee cada compañero de labor.

Dato: Una de las 5 principales causas del deterioro del clima laboral en empresas con alta carga operativa es la baja autoestima, que se produce por una falta de retroalimentación positiva hacia el colaborador, con respecto a las habilidades y competencias que debe tener presentes y ser entrenadas para el cumplimiento de sus metas.

3. Comparten el conocimiento

Cuando un colaborador es verdaderamente feliz siente una fuerte motivación por compartir lo aprendido con otros, al punto de convertirse en una suerte de “Mentor”, y manifiesta ese altruismo a través de pequeñas acciones cotidianas, por ejemplo: Si el colaborador observa que un miembro de su equipo no se desenvuelve bien en público o en presentaciones de resultados, es capaz de construir una dinámica de pasos ordenados -que seguramente aprendió en experiencia pasadas- para ayudar al miembro de su equipo. ¿Reconoces a alguien en tu entorno que se comporte así?

Dato: 3 de cada 10 colaboradores de empresas de servicios en Perú, indican que aprendieron con mayor rapidez los puntos claves de sus funciones directamente de un compañero de equipo, en lugar de los manuales de inducción.

4. Mérito tangible

Existen diferentes retribuciones que alegran a un colaborador, tales como: el salario (económico y emocional), los bonos, la recompensa, las felicitaciones pero existe solo una que genera en él verdadero bienestar, y ese es el Mérito, el cual visto desde el enfoque GeFe se define como la profunda satisfacción que se siente al saber y reconocer que tus acciones provocaron un cambio positivo e inesperado en tu equipo y en tu empresa. El Mérito es aquello que haces cuando nadie te ve, cuando nadie aplaude y por el simple placer de mejorar todo a tu alrededor.

Dato: En un estudio de proyección psicoemocional que realizamos en Agosto de 2015 entre 2.436 colaboradores de área comercial, descubrimos que, ante los conceptos de: Salario, el 16% reaccionó inconscientemente expresando emociones positivas, Recompensa, el 21% y Mérito, un contundente 63%.

5. Éxito grupal

Y por último, sabrás indiscutiblemente que tu colaborador es feliz cuando exprese sentirse satisfecho por los logros ajenos, cuando veas que entiende que el bienestar de cada miembro de su equipo es el propio. Esta es tal vez la prueba más importante y la más difícil de lograr en la percepción inconsciente del colaborador.

Dato: 67% de los colaboradores más felices de las 10 empresas tecnológicas más rentables del mundo, empiezan cada frase diciendo “nosotros” en lugar de “yo”, aun cuando hablan de temas fuera de la empresa.

¿Reconociste alguna de estas 5 señales en alguno de tus colaboradores? ¿Aún no? Entonces ¿Qué esperas para empezar a generar verdadera felicidad en ellos? ¡haz click aquí!

 

Insighter, el primer centro de investigación científica del comportamiento humano en el mundo, ha diseñado un programa personalizado de charlas de inspiración e innovación. Haz click aquí y entérate

 

Escrito por:
Jorge Toledo-Chacón
Director General
Insighter del Peru
“Reprogramamos la Percepción de tus Colaboradores para Potenciar sus Habilidades”
jorge@insighter.pe | +51 2799056 | www.insighter.pe